(502) + 3010 -2990 info@chileroviajar.com

Grutas de Lanquín

Grutas de Lanquín: Maru Linares

Guatemala 17 Jun, 2021

GRUTAS DE LANQUÍN, HOGAR DE MURCIELAGOS Y SECRETOS MAYAS


El regreso a la ciudad capital marcaba una parada específica ubicada a un kilómetro de Lanquín, Alta Verapaz. Preparados con linternas sobre la frente o en las manos, un grupo de turistas desconocidos entre sí, emprendió su caminata hacia aquel enorme complejo de cuevas, conocido como las Grutas de Lanquín.

El Parque Nacional Grutas de Lanquín es un área protegida desde 1958. Este complejo de rocas cubre un área de 11 hectáreas aproximadamente. Es considerado un lugar sagrado para los q´eqchies que habitan en la zona.

Los  altares de piedra en su interior fueron y siguen siendo utilizados para celebrar ceremonias mayas, según pudieron constatar los exploradores al observar restos recientes de cenizas.

Es un refugio para cientos de murciélagos, que se sintieron intimidados con aquella visita y regalaron un gran espectáculo al volar para ocultarse en los rincones más profundos de las grutas.

La primera cueva estaba totalmente iluminada con bombillas instaladas, lo que permitió el fácil acceso. Los visitantes comenzaron a adentrarse en fila uno tras otro, tratando de mantener distancia y el cuidado necesario para no resbalar.

El recorrido se fue tornando cada más difícil conforme se adentraron en las distintas cámaras y formaciones de piedra caliza, debido a la humedad, las rocas y el suelo liso que complicaron la ruta para los caminantes.

Los obstáculos provocaron una mayor interacción y empatía entre los desconocidos.

Te puede interesar ver información de: Trekking El Mirador

Dentro de aquel grupo iba doña Claudia y sus dos hijas, Abril de 10 años y Belén de 5. Situación que hacía más difícil la aventura para aquella madre, quien con toda confianza permitió que sus compañeros de viaje la ayudaran con sus niñas.

Y como olvidar a la familia Lorenzana Guerra. Aquella pareja de esposos, Raúl y Jackeline, quienes juntos a sus hijas, Meli y Gigi, de cuatro y dos años, no dudaron en ingresar y no perderse de aquella experiencia en sus vida.

Tampoco puede pasar por alto Daniel, aquel héroe originario de Tiquisate, Escuintla, quien con sus habilidades ayudó a varias de las mujeres que iban en aquella excursión. Se adelantaba para conocer el terreno que pisaba, advertía sobre los peligros y no dudó en extender su mano para que, quienes le seguían se sintieran apoyadas y seguras. El recorrido duró más de media hora.

“¿Qué les pareció la experiencia?”, consultó el guía a los turistas.

 “Divina”, expresó el grupo de personas ya no tan desconocidos entre sí.

Contenido relacionado

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

YouTube
Instagram